ESTA ES UNA EDICIÓN PARCIAL DE LA INFORMACIÓN DE EL DIARIO DE LA TARDE... LA INFORMACIÓN COMPLETA EN LA EDICIÓN IMPRESA...

29 de marzo de 2017

Tribuna Pública

Tribuna Pública
Francisco Javier Copeño Castro

Mercado Municipal “Gral. Adrián Castrejón”, punto y aparte…


Hablando de áreas complicadas en la administración pública municipal, decíamos ayer que Reglamentos es una de ellas y sí, porque además de lidiar con comerciantes informales, también debe cumplir con el lograr que la totalidad del padrón cumpla con el pago de sus obligaciones como lo es la licencia comercial de todos los establecimientos comerciales inscritos y los permisos de los informales; eso no es cualquier cosa, pero insistimos no deben descuidar el área operativa. Pero, siguiendo en ese tenor, mencionar al Mercado Municipal “Gral. Adrián Castrejón” es punto y aparte, porque ahí se está como montarle a un toro bravo e invicto, que salvo contadas excepciones, el jinete que se anime a montarle lleva el 99 por ciento de probabilidades de que trague polvo, puesto que es más fácil apostar a que lo tumbe, que a que se le quede. El Mercado Municipal “Gral. Adrián Castrejón” es como un municipio dentro de otro municipio; ahí, quien esté al frente deberá ser una persona con carácter fuerte, porque se encuentra a cada persona que piensa que con dinero todo lo puede solucionar, o a través de influencias de Ediles, Secretarios, directores de área o jefes de departamento y si quien está en ese lugar tiene compromisos con algunos de ellos, claro que lo pueden hacer, pero si no, y sí además tampoco se presta a cuestiones de corrupción, difícilmente pasarán actos fuera de la legalidad, y ante esa situación será señalado de muchas cosas, pero de que se harán las cosas de manera correcta se hacen. Obviamente tampoco puede hacer las cosas solo, debe haber coordinación entre las diversas dependencias en el municipio, como Protección Civil, elaborando dictámenes para señalar rutas de evacuación en caso de algún siniestro, dicha dependencia deberá también enviar y dar recomendaciones para el ordenamiento y despeje de pasillos, entradas y salidas, banquetas y arroyo vehicular, inclusive a la administración municipal que encabeza el presidente, para que este a su vez mandate lo que se tiene que hacer a través de sus secretarios y directores de área y jefes de departamento en apoyo a la administración del mercado; en ese sentido, a pesar de que existen mayor eficiencia en el servicio de agua potable a los locatarios y, se nos ha informado que en materia administrativa se lleva un avance importante en el ordenamiento de expedientes de los comerciantes, además de que a pesar de las acciones de gente desleal que hacia mal uso de recursos económicos que se obtenían por los diversos conceptos que se cobran en dicho centro de abasto, hoy existe mayor control, tanto que se han incrementado las entradas de dinero, y eso es bueno, pero también existen observaciones que en su momento el Consejo del Mercado Municipal ha señalado y las cosas se han estancado, por ejemplo; la invasión de pasillos, banquetas, entradas, salidas, escaleras, e inmediaciones al mercado, siguen como si nada y eso, son puntos desfavorables para el desempeño de inspectores, y el mismo administrador de dicho centro de abasto, si la finalidad es solo recaudar dinero para incrementar los ingresos a las arcas municipales, difícilmente las cosas cambiaran; el despejar entradas y salidas implica sufrir las consecuencias en recaudación, es un total descontrol la invasión de comerciantes informales, sobre la calle de Galeana, a los comerciantes informales que están sobre el arroyo vehicular no los han podido alinear, aunado a eso se ponen en un plan agresivo que lejos de alinearse a la raya pintada de amarillo, invaden prácticamente la mitad de la calle, por lo que combis, taxis y carros particulares hacen su desmadre y el congestionamiento vial es un caos, puesto que combieros no respetan los señalamientos de ascenso y descenso de pasaje pintados para tal fin, pero además dichos comerciantes informales tapan las entradas a la Ampliación del Mercado y es ahí donde la administración he dicho centro de abasto, no ha cumplido con su responsabilidad, pero al igual que en reglamentos, también señalan a algunos inspectores les dan su mochada para dejarlos como están y lo les digan nada; de ser cierto esto último, dichos trabajadores son desleales y corruptos y así definitivamente no se puede avanzar; las taquerías frente a la Central Camionera “Estrella Blanca”, siguen invadiendo la calle con infinidad de artefactos, las esquinas que forman la calle de Altamirano y Salazar, están invadidas de comerciantes informales de todo tipo, las florerías que están pegadas al estacionamiento de Altamirano a la altura de la Nave Central del Mercado, también hacen lo mismo que las florerías de la Ampliación del Mercado, sacan su mercancía hasta la banqueta y se hace un desmadre, aunado lo anterior, sobre la calle de Altamirano está un local con venta de pollo al carbón que tiene su parrilla en plena calle, cosa que no debe ser, y de estar haciéndolo debe contar con su respectivo permiso, porque si no lo tiene, se debe de tomar cartas en el asunto y obligarlo a cumplir con los lineamientos necesarios para que no dañe a terceros, pero no solo con él, se debe hacer con todos los que estén en la irregularidad. Y en el Mercado quien tiene la responsabilidad de hacer cumplir con dichas acciones es el administrador; con el apoyo claro de todos las dependencias municipales que existen para tal fin, pero debe haber capacidad de gestión ante dichas dependencias, porque por sí solas tampoco van a ir a ponerse a disposición de la administración del mercado. Por tal motivo se deben redoblar esfuerzos para mejorar, de lo contrario las cosas seguirán igual por los siglos de los siglos. Hay más, pero por el momento hasta aquí le paramos, en otra entrega le seguimos. ¡Hasta la próxima y salud!